¿Con quién se puede uno quejar?

¡Cierran los baños en el campamento del IMSS! Paga uno para que lo traten mal y nadie es capaz de solucionar el problema.