Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.
Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.

“La peor experiencia de viaje en mi vida . No crean en lo que ofrecen” 1 de 5 estrellas
Opinión sobre Royal Decameron Isleño

Los mejores precios para tu estancia
Introduce fechas para encontrar los mejores precios
Llegada dd/mm/aaaa Salida dd/mm/aaaa
Mostrar precios
Compara los mejores precios de los principales sitios de viajes
y 6 sitios más
Guardar
Añadiste el Royal Decameron Isleño a tu lista de perfiles guardados
Royal Decameron Isleño
3.5 de 5 Complejo turístico con todo incluido   |   Av. Colón Calle 3ra N°6-106 | Sector Spratt Bight, San Andrés, Isla de San Andrés, Colombia   |  
Sitio web del hotel
  |  
Servicios del hotel
Ocupa el puesto n.º2 de 3 hoteles en San Andrés
Los Ángeles, California
Crítico
11 opiniones 11 opiniones
4 opiniones de hoteles
Opiniones en 11 ciudades Opiniones en 11 ciudades
14 votos útiles 14 votos útiles
“La peor experiencia de viaje en mi vida . No crean en lo que ofrecen”
1 de 5 estrellas Opinión escrita el 9 agosto 2014

El hotel aún le falta por construir, no hay pasamanos del lobby a las habitaciones si te descuidas te podes caer al jardín, ya que no hay de donde agarrarse y dicen que es el mejor, pase 5 días las más malas vacaciones que he tenido en mi vida, las habitaciones mantuvimos las mismas toallas y sábanas por cinco días una toalla estaba manchada por eso lo notamos que sólo las llegaban a arreglar al decirles nos decían siempre, ya se las vamos a cambiar.
Hay que rogarles porque te den una botella de agua al día en tu habitación , decían que no tenían , la habitación tiene seguro en la terraza pero siempre se abría la puerta.
La comida horrible nada de internacional, todos los días pescado y puerco o cerdo, arroz, el desayuno solo huevos y salchichas algunas fritas con el plástico pegado y todo lo típico de ellos , algo que con todo respeto no estamos acostumbrados los turistas a esa comida, si les pides una bebida te salen pesados los empleados y te dicen que te la sirvas tu mismo, en el área del,bar no podes pedir ni gaseosa si no es a partir de las 10:00 si se te antoja algo tenes que irlo a comprar a la calle, los empleados como que los tienes trabajando a la fuerza , en la piscina si te ven tomando algo te llegan a gritar que te salgas, que si no te gusta las reglas de el hotel isleño, que para que llegas, que nos fuéramos , que no les importa la opinión del turista, que si no nos gustaba que mejor ni llegáramos a la isla, teniendo todo pagado , las personas de la tercera edad son maltratados por los mismos empleados de la piscina, si los ven tomando algo, llego al punto el de la piscina que está por donde dan las toallas a señalarnos con otros empleados al grupo que estábamos, entre ellos de Argentina, Chile, Perú y El Salvador , de una forma amenazante nos salimos de la piscinas y otros empleados nos siguieron para ver en que habitaciones estábamos nos sentimos amenazados por que estás en una isla que no sabes la reacción de las personas, esa última noche no dormimos pensando que se podían meter a la habitación o podían hacer daño a la integridad, la queja la hicimos ya al salir de el,hotel de camino a la aeropuerto, en la playa nunca hay donde sentarte tenes que pagarlo siempre a particulares.

Señores sí uno paga este hotel es porque te lo recomiendan que es el mejor, eso espera uno ya que es el más caro, no vuelvo a regresar a esa isla, mejor es Cartagena más barato y mejor.

Cualquier pregunta a la orden y espero les sirva mi mala experiencia para que ustedes no pasen el trauma que mi familia y yo pasamos.

Consejo sobre las habitaciones: No hay ascensores
Ver más recomendaciones relativas a las habitaciones
  • Se alojó el agosto de 2014, viajó con la familia
    • 1 de 5 estrellas Calidad del sueño
    • 1 de 5 estrellas Limpieza
    • 1 de 5 estrellas Servicio
¿Ha sido útil esta opinión? 11
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribe una opinión

321 opiniones de viajeros

Puntuación de viajeros
    157
    119
    20
    15
    10
Ver opiniones para
69
156
5
6
Resumen de puntuaciones
  • Ubicación
    5 de 5 estrellas
  • Calidad del sueño
    4,5 de 5 estrellas
  • Habitaciones
    4,5 de 5 estrellas
  • Servicio
    4 de 5 estrellas
  • Calidad-precio
    4 de 5 estrellas
  • Limpieza
    4,5 de 5 estrellas
Los consejos de los viajeros te ayudan a elegir la habitación adecuada.   Consejos sobre habitaciones (110)
Fecha | Puntuación
  • Alemán primero
  • Español primero
  • Francés primero
  • Inglés primero
  • Portugués primero
  • Cualquiera
  • Todas las recientes en español
Español primero
Gran Crítico
54 opiniones 54 opiniones
16 opiniones de hoteles
Opiniones en 19 ciudades Opiniones en 19 ciudades
12 votos útiles 12 votos útiles
3 de 5 estrellas Opinión escrita el 8 agosto 2014

Es sin duda el mejor hotel de la isla. Las instalaciones son nuevas, la piscina es espectacular, los jardines muy bellos, la ubicación...la mejor de la isla, frente a una pequeña, pero bella playa (no hay muchas playas en San Andrés, en realidad). La habitación es muy buena y moderna. Pero hay un solo restaurante buffet y otro (en el que hay que reservar sí o sí) que solo ofrece mariscos y pescados. Para el que no gusta de esa comida, no le queda más opción que el buffet o irse a otros hoteles de la cadena(reservando previamente y en muchos casos pagándose el transporte) lo cual implica largas colas por la mañana para reservar y poner dinero para un taxi. El buffet es muy bueno, aunque para la categoría de hotel debería ofrecer más variedad. La animación es INANIMACIÓN. Se anuncian clases de baile, voley en la playa y muchas actividades que solo se realizan a veces, cuando a los animadores les da la gana. Al cuarto día logramos que hicieran algo, después de quejarnos. El show consiste en un grupo que toca música (casi siempre reggae) y dos payasadas de los animadores. Muy aburrido. Tampoco tiene disco. Solo hay diez carpas en la playa habilitadas para los huéspedes. Si uno llega temprano logra conseguir una con una reposera y una silla. Cualquier otra cosa hay que pagársela a los muchachos de la playa que no tienen ni buen humor ni ganas de trabajar y pueden dejarte una hora esperando sentado al rayo del sol y en la arena. El gimnasio del hotel es impecable, con máquinas muy nuevas y de última generación y una persona siempre dispuesta a ayudar. WIFI es libre. Dicen que en todo el hotel, pero hubo muchos problemas y solo tuvimos un día en nuestra habitación. Había que ingresar la clave a cada rato, se desconectaba... Los empleados en su mayoría son amables, aunque algunos deberían tratar de ser más simpáticos, sobre todo en la recepción (que es el lugar más caluroso del hotel). Nosotros llegamos un día antes de nuestra reserva desde el hotel Acuario de la misma cadena Decameron donde nos alojamos previamente invitados por el subgerente especialmente. Al legar la empleada de recepción quería cobrarnos la diferencia. Después de discutir y dejarnos un largo rato de pie y muertos de calor, nos dio el pero cuarto de todo el hotel: la habitación 4104, la que está más lejos de todo, allí donde se termina el hotel. No es desde ya un cinco estrellas y para ser un cuatro le falta mucho y deberían mejorar varias cosas. Destaco la limpieza también , la amabilidad de Mónica la camarera, de maría Wittaker del buffet, siempre sonriente y bien dispuesta y de los empleados del buffet. Es sin duda el mejor hotel de San Andrés, porque recorriendo la isla vi muchos otros, pero tiene muchas deficiencias. Y el precio que uno paga es carísimo.

Consejo sobre las habitaciones: El bloque 4 es el último. esta lejos de todo: del restaurante, de la playa, de la piscina, si bien n...
Ver más recomendaciones relativas a las habitaciones
  • Se alojó el julio de 2014, viajó con la familia
    • 4 de 5 estrellas Calidad del sueño
    • 4 de 5 estrellas Limpieza
    • 3 de 5 estrellas Servicio
¿Ha sido útil esta opinión?
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Argentina
2 opiniones
Opiniones en 2 ciudades Opiniones en 2 ciudades
8 votos útiles 8 votos útiles
2 de 5 estrellas Opinión escrita el 8 agosto 2014

El Decameron Isleño es un hotel 3 estrellas superior que aparentemente es el mejor de la isla de San Andrés. Hemos estado en julio de 2014 y el balance fue negativo. Aún cuando el diseño es moderno, todavía tiene que ajustar muchas cosas para que brinde un servicio aceptable. La comida, por ejemplo, cae de calidad significativamente cuando es a la carta en el comedor general (excelente en cambio en el restaurante “The Islander”). Las bebidas, en especial los vinos, son virtualmente intomables en cualesesquiera de sus restaurantes.. Pero lo peor es la mafia de las carpas en la playa que “administra” las 10 carpas que, sin cargo alguno, se supone dispone el hotel para sus huéspedes. Es realmente una vergüenza cómo esas personas disponen a su antojo de esas carpas o de las sillas o de las reposeras pretendiendo siempre cobrar a los turistas. El trato agresivo, insolente, sin educación alguna de esas personas resulta intolerable y condiciona negativamente cualquier estadía (precisamente el principal atractivo de la isla son sus playas). Mientras el Decameron Isleño siga tolerando las prácticas abusivas de esa verdadera mafia de las carpas y no ponga punto final a las mismas, no es aconsejable hospedarse allí, a pesar del resto de las cosas aceptables que posee.

  • Se alojó el julio de 2014, viajó en pareja
    • 2 de 5 estrellas Relación calidad-precio
    • 3 de 5 estrellas Calidad del sueño
    • 3 de 5 estrellas Servicio
¿Ha sido útil esta opinión? 6
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Buenos Aires
2 opiniones
Opiniones en 2 ciudades Opiniones en 2 ciudades
7 votos útiles 7 votos útiles
2 de 5 estrellas Opinión escrita el 7 agosto 2014

Estuvimos en el Decameron Iisleño en julio de 2014. El hotel en sí es correcto, tiene una moderna distribución, las habitaciones son normales, la piscina muy bien diagramada, la comida aceptable (con desniveles) y la atención del personal también es correcta. Sin embargo, lo que podría ser una buena y económica opción para gozar del mar caribeño lo echa a perder el servicio de playa regenteado por los lugareños. En la playa, se supone que el hotel tiene 10 carpas para sus huéspedes, sin cargo alguno. En nuestra estadía, cada día fue una permanente lucha contra los lugareños que asignaban las carpas, sillas y las reposeras pues incluso les ponían precios a las mismas (de 7 a 10 U$S) o mezquinaban en su caso todo servicio. La cosa fue subiendo de tono hasta llegar a los gritos y a los insultos, frente a la pasividad de los responsables del hotel y de los pintados guardias de seguridad que se hacían los distraídos frente a las quejas airadas de los huéspedes. La gente que administra las carpas no está preparada para tratar a los turistas pues los ven como invasores de sus playas que sólo pueden usarlas si se les paga y lo manifiestan en forma agresiva. En ese sentido es ostensible la diferencia entre el personal del hotel y las personas de la playa pues frente a la amabilidad y servicio de unos se opone las conductas bárbaras de los otros. En suma, un hotel de playa que precisamente no cuida su mayor tesoro (la playa) es un mal hotel a pesar de sus instalaciones modernas y aceptable servicio.

  • Se alojó el julio de 2014, viajó en pareja
    • 3 de 5 estrellas Habitaciones
    • 3 de 5 estrellas Limpieza
    • 3 de 5 estrellas Servicio
¿Ha sido útil esta opinión? 7
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Medellín, Colombia
1 opinión
2 votos útiles 2 votos útiles
5 de 5 estrellas Opinión escrita el 7 agosto 2014

Soy de Medellín-Colombia y fui con mi novio del 25 al 29 de julio pasado. Fueron una de las mejores vacaciones de mi vida, en gran parte, gracias al hotel!!
Antes del viaje, estuvimos viendo imágenes y comentarios del hotel y la verdad, ninguno dimensionó lo que vimos y vivimos allí. Iniciando por el lobby, que tiene una decoración espectacular, toda la atención desde el check in, hasta que nos fuimos, siempre los empleados están atentos a tus requerimientos.
La habitación que nos tocó fue en el 3er piso del bloque 6, por lo que daba vista al mar y por el poco tiempo que íbamos a estar, nuestras maletas eran pequeñas y subirlas no fue complicado.
La habitación bastante cómoda, tiene todo lo que puedas necesitar. Siempre te dejan toallas limpias y agua embotellada, porque el agua del grifo no es potable!!
Si quieren conocer un poco los otros decameron, después del desayuno, deben ir al lobby a reservar su almuerzo y/o cena en los diferentes restaurantes que ofrecen los otros hoteles. Les recomiendo el buffet del Marazul, La Bruja en el Aquarium y The Islander, que queda a unos pasos, por fuera del hotel.
Tiene una playa hermosa en frente, aunque no hay muchas carpas propias para la playa y deben madrugar para tenerlas, no se nos hizo tan necesario porque solo éramos dos y siempre estábamos metidos en el agua!!! También pueden alquilar por precios bajos, carpas y sillas a particulares.
Como dato adicional, nuestro vuelo de regreso a Medellín fue 22.10hs, siendo el check out a las 13.00hs pudimos disfrutar de las instalaciones del hotel, incluso de otros decameron hasta la salida para el aeropuerto. Guardan las maletas y puedes almorzar, usar la piscina, tomar el snack y cenar si necesitas, hasta la hora de tu vuelo!
IMPORTANTE: Si van con pocas maletas, y no tienen el servicio para que los lleven al hotel desde el aeropuerto, PUEDEN LLEGAR CAMINANDO!!. Está a solo 1 cuadra de distancia y es una zona muy segura. El taxi cuesta 11.000 COP ó unos 6 dólares, que en realidad es una distancia muy corta para ese precio.
Conocimos unos viejos amigos peruanos, que escapaban de la época de frío en Lima, y también vimos varios extranjeros en el hotel y en varias actividades que hicimos en la isla. Bienvenidos siempre!! No se olviden de pasar por Medellín jajaja, no tenemos playa, pero pueden disfrutar de nuestro delicioso clima y de una linda ciudad, también hay buenos lugares para conocer cerca al área urbana ;)
Por nuestra parte, esperamos volver en unos años a San Andrés y con seguridad, será a ese mismo hotel!!

Consejo sobre las habitaciones: Si van con muchas maletas o con personas que tienen dificultades de movilidad, pedir 1er piso, sino...
Ver más recomendaciones relativas a las habitaciones
  • Se alojó el julio de 2014, viajó en pareja
    • 5 de 5 estrellas Ubicación
    • 5 de 5 estrellas Limpieza
    • 5 de 5 estrellas Servicio
¿Ha sido útil esta opinión? 2
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Hoteles que quizás también te gusten...
dd/mm/aaaa dd/mm/aaaa
Precio de tu alojamiento

¿Has estado en Royal Decameron Isleño? Comparte tu experiencia

Información adicional sobre el Royal Decameron Isleño

Dirección: Av. Colón Calle 3ra N°6-106 | Sector Spratt Bight, San Andrés, Isla de San Andrés, Colombia
Ubicación: Colombia > Departamento de San Andrés y Providencia > Isla de San Andrés > San Andrés
Servicios:
Bar / Salón Playa Gimnasio / Sala de entrenamiento Aparcamiento gratuito Servicio de habitaciones Balneario Piscina Transporte desde/al aeropuerto
Estilo del hotel:
Ocupa el puesto n.º2 de 3 hoteles en San Andrés
Rango de precios (sobre la base de las tasas medias): 221 € - 391 €
Categoría del hotel:3,5 estrella(s) — Royal Decameron Isleño 3.5*
Número de habitaciones: 220
Opciones de reserva:
TripAdvisor está orgulloso de ser socio de Booking.com, Hoteles.com, Expedia, TripOnline SA, Despegar.com y Odigeo por lo que podrás hacer tus reservas para el Royal Decameron Isleño con confianza. Ayudamos a millones de viajeros cada mes a encontrar el hotel perfecto tanto para viajes de vacaciones como de negocio, siempre con los mejores descuentos y ofertas especiales.

Propietarios: ¿cuál es su versión de la historia?

Si es el propietario o director del Royal Decameron Isleño, regístrese ahora para disfrutar de herramientas gratuitas que le permitirán mejorar el perfil de su establecimiento, generar nuevas opiniones y responder a los colaboradores.