Chiesa di San Francesco d'Assisi a Gallipoli

Chiesa di San Francesco d'Assisi a Gallipoli

Chiesa di San Francesco d'Assisi a Gallipoli

Chiesa di San Francesco d'Assisi a Gallipoli
4
Lo que la gente dice
Patricia D
De Patricia D
Sorprendente “el buen y mal ladron” crucificado
ago. de 2019
Abre todos los días. Suele cerrar algunas horas a mediodía y vuelve a abrir por la tarde, alrededor de las 17,30. Por fuera no es nada sugerente ni invita a entrar, y el interior a simple vista puede parecer un poco “pobre”; pero si uno abre un poco los ojos, descubre piezas muy bonitas. Por supuesto, lo que más sorprende son las figuras del Buen y mal ladrón, que cautivan y hacen reflexionar. La tradición narra de su construcción por el hermano pequeño de Asís, San Francisco, en 1217. Lo que es cierto es que fue construida en el S.XIII, y se trata de una de las iglesias más antiguas de la ciudad. Fue completamente renovada en los S.XVII y XVIII por los frailes franciscanos reformados, a quienes se deben muchas de las obras que decoran el interior. De hecho, las maravillosas máquinas de madera del altar mayor, la Anunciación y la Inmaculada Concepción se atribuyen al hermano Francesco Maria de Gallipoli. Tiene una sencilla fachada barroca rediseñada por Mauro Manieri en 1736. Es una estructura de dos pisos: un amplio pórtico arqueado en la planta baja con columnas a cada lado y en el piso superior, columnas adicionales y elementos tallados que dan la impresión de una balaustrada. El interior, con tres naves y filas de arcos encalados, alberga diez altares barrocos dispuestos a lo largo de las paredes laterales. La capilla llamada "degli Spagnoli", construida en el S.XVII a expensas de Castellano di Gallipoli, el noble español Giuseppe Della Cueva, es obra del S.XVIII de Vespasiano Genuino. Contaba con una tumba noble y tenía la estatua del buen y mal ladrón, con el Cristo muerto en un nicho debajo de la mesa, y las estatuas de María, Juan y José de Arimatea, al pie del altar. Existe una tradición popular relacionada con Misma conocida como "malladrone", el ladrón junto al Cristo crucificado que no quería arrepentirse en la cruz, al contrario de lo que hizo Disma, el "Buen ladrón". Se dice que la ropa de Misma se deteriora cada año, así como el pecado roe el alma del hombre. Gabriele D'Annunzio, que vio la estatua de la malladrona, quedó tan impresionado que dejó un recuerdo imborrable en algunos de sus escritos. Hay muchas obras de gran valor. “San Francesco d’Assisi con angeli e due donatori”, es atribuido por tradición a Giovanni Antonio de Sacchis, conocido como Pordenone, pintor renacentista que fue rival en Venecia de Tiziano. Las obras pictóricas de Giovanni Domenico Catalano , el famoso pintor de Gallipoli, de la Asunción en la capilla que una vez perteneció al Pievesauli, la Anunciación de los Assanti y la Purificación, con el hermoso marco de madera del S.XVII en el altar de la Massa que perteneció a los Palmieri; y el lienzo que representa a S. Antonio Abate ubicado en la puerta lateral de la iglesia, que pertenecía a la hermandad del mismo nombre que tenía un oratorio en la actual Via Ribera. Del conocido escultor local, Vespasiano Genuino, se encuentra la estatua de madera de San Antonio de Padua de 1630. También se le atribuye el alto relieve en piedra de Lecce de la Coronación de María que cierra la bóveda de la capilla de San Diego y las estatuas de piedra de S. Giuseppe y S.Francesco di Paola colocadas en el altar. El alto relieve de piedra de finales del S.XV que representa a San Miguel Arcángel matando al dragón, de la antigua iglesia de San Antonio, también se conserva en esta iglesia; y el maravilloso belén de piedra atribuido a Stefano da Putignano de finales del S.XVI.

Sugiere modificaciones para mejorar lo que mostramos.
Mejorar este perfil

Planifique su visita

La zona
Lo mejor en los alrededores
Clasificamos estos restaurantes y atracciones cotejando las opiniones de nuestros miembros con su cercanía a esta ubicación.
Restaurantes
222 en un radio de 5 km
Atracciones
92 en un radio de 10 km

4.0
# opinión77 opiniones
Excelente
29
Muy bien
36
Normal
10
Mala
2
Pésima
0

Estas opiniones son traducciones automáticas del inglés.
Este servicio puede incluir traducciones proporcionadas por Google. Google renuncia al otorgamiento de toda garantía, expresa o implícita, en relación con las traducciones, incluidas las garantías de precisión y fiabilidad, así como cualquier garantía implícita de comercialización, adecuación para fines concretos o condición libre de falsificaciones.

Luis P
Valencia, España1.206 contribuciones
Buena situación
oct. de 2021
Enfrentada al mar al final de la calle principal que recorre la isla. Su gran arco que alberga la portada sirve de refugio tanto del sol como de la lluvia y el viento en días malos. Interior blanco y sencillo.
Escrita el 4 de noviembre de 2021
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de Tripadvisor, no de TripAdvisor LLC.

Patricia D
Madrid, España5.630 contribuciones
Sorprendente “el buen y mal ladron” crucificado
ago. de 2019 • En solitario
Abre todos los días. Suele cerrar algunas horas a mediodía y vuelve a abrir por la tarde, alrededor de las 17,30. Por fuera no es nada sugerente ni invita a entrar, y el interior a simple vista puede parecer un poco “pobre”; pero si uno abre un poco los ojos, descubre piezas muy bonitas. Por supuesto, lo que más sorprende son las figuras del Buen y mal ladrón, que cautivan y hacen reflexionar.

La tradición narra de su construcción por el hermano pequeño de Asís, San Francisco, en 1217. Lo que es cierto es que fue construida en el S.XIII, y se trata de una de las iglesias más antiguas de la ciudad. Fue completamente renovada en los S.XVII y XVIII por los frailes franciscanos reformados, a quienes se deben muchas de las obras que decoran el interior. De hecho, las maravillosas máquinas de madera del altar mayor, la Anunciación y la Inmaculada Concepción se atribuyen al hermano Francesco Maria de Gallipoli.
Tiene una sencilla fachada barroca rediseñada por Mauro Manieri en 1736.
Es una estructura de dos pisos: un amplio pórtico arqueado en la planta baja con columnas a cada lado y en el piso superior, columnas adicionales y elementos tallados que dan la impresión de una balaustrada.

El interior, con tres naves y filas de arcos encalados, alberga diez altares barrocos dispuestos a lo largo de las paredes laterales.
La capilla llamada "degli Spagnoli", construida en el S.XVII a expensas de Castellano di Gallipoli, el noble español Giuseppe Della Cueva, es obra del S.XVIII de Vespasiano Genuino. Contaba con una tumba noble y tenía la estatua del buen y mal ladrón, con el Cristo muerto en un nicho debajo de la mesa, y las estatuas de María, Juan y José de Arimatea, al pie del altar.
Existe una tradición popular relacionada con Misma conocida como "malladrone", el ladrón junto al Cristo crucificado que no quería arrepentirse en la cruz, al contrario de lo que hizo Disma, el "Buen ladrón". Se dice que la ropa de Misma se deteriora cada año, así como el pecado roe el alma del hombre. Gabriele D'Annunzio, que vio la estatua de la malladrona, quedó tan impresionado que dejó un recuerdo imborrable en algunos de sus escritos.

Hay muchas obras de gran valor. “San Francesco d’Assisi con angeli e due donatori”, es atribuido por tradición a Giovanni Antonio de Sacchis, conocido como Pordenone, pintor renacentista que fue rival en Venecia de Tiziano.
Las obras pictóricas de Giovanni Domenico Catalano , el famoso pintor de Gallipoli, de la Asunción en la capilla que una vez perteneció al Pievesauli, la Anunciación de los Assanti y la Purificación, con el hermoso marco de madera del S.XVII en el altar de la Massa que perteneció a los Palmieri; y el lienzo que representa a S. Antonio Abate ubicado en la puerta lateral de la iglesia, que pertenecía a la hermandad del mismo nombre que tenía un oratorio en la actual Via Ribera.
Del conocido escultor local, Vespasiano Genuino, se encuentra la estatua de madera de San Antonio de Padua de 1630. También se le atribuye el alto relieve en piedra de Lecce de la Coronación de María que cierra la bóveda de la capilla de San Diego y las estatuas de piedra de S. Giuseppe y S.Francesco di Paola colocadas en el altar.
El alto relieve de piedra de finales del S.XV que representa a San Miguel Arcángel matando al dragón, de la antigua iglesia de San Antonio, también se conserva en esta iglesia; y el maravilloso belén de piedra atribuido a Stefano da Putignano de finales del S.XVI.
Escrita el 16 de abril de 2020
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de Tripadvisor, no de TripAdvisor LLC.

marcopolo111
Cleveland, Oh2.824 contribuciones
La iglesia más antigua y más interesante de la ciudad
dic. de 2016 • En solitario
Construido hace 400 años este es un buen iglesia frente al mar por un lado y las pequeñas calles de la ciudad vieja, en el otro. El exterior es relativamente básico y el interior es muy simple, como apropiadas para una iglesia franciscana. Hay una interesante de madera y un muy antiguo el altar presepio.
Language Weaver
Escrita el 15 de marzo de 2017
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de Tripadvisor, no de TripAdvisor LLC.

Fiona P
Ginebra, Suiza30 contribuciones
Una iglesia barroca con un tejado plano
jul. de 2014 • Familia
Esta iglesia ha sido renovado recientemente. La fachada tiene una bañera encastrada arco sobre la puerta principal y de un tejado plano, que se mezcla con sus alrededores. Abre también por las tardes desde 21:00
Language Weaver
Escrita el 27 de julio de 2014
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de Tripadvisor, no de TripAdvisor LLC.
¿Hay algo que no coincida o no sea correcto?
Sugiere modificaciones para mejorar lo que mostramos.
Mejorar este perfil
Preguntas frecuentes sobre Chiesa di San Francesco d'Assisi a Gallipoli