Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.

“Excelente”
Opinión sobre Cepa 21 Restaurante

Cepa 21 Restaurante
Reserva una mesa
2
mar., 15/10
20:00
En el puesto nº 1 de 1 Restaurantes en Castrillo de Duero
Certificado de excelencia
Cocina: Española
Más información detallada del restaurante
Información detallada del restaurante
Opciones: Abierto hasta tarde, Desayuno, Reservas
Descripción: Talento, pasión y detalle de la mano del Chef Alberto Soto quien presenta, en un entorno privilegiado de cepas centenarias, una cocina tradicional renovada que sorprende a los paladares más exigentes gracias al mimo y al cuidado de la materia prima. Atención personalizada es posiblemente la característica que mejor defina el trabajo de un equipo joven que transmite su buen hacer y experiencia, haciendo que cada cliente sea especial y único.
Opinión escrita 21 de marzo de 2013

Merece mucho la pena desplazarse hasta Cepa 21. Queda un poco a desmano, pero la bodega es bonita y la enseñan muy bien, y el restaurante es increible.
El restaurante únicamente tiene dos menús, uno tradicional por 40 euros y otro más moderno por 50 (algo más largo). Fue difícil elegir, pero al final cogimos el tradicional y nos encantó. Los tres platos estaban muy buenos. Igual que el postre. E igual que los aperitivos y los petit fours.
El maridaje de vinos por 8 euros es muy recomendable. Pruebas 3 vinos diferentes y te sirven todo el vino que quieras.
El trato es muy bueno, del nivel de estrella Michelin, y la sala es muy agradeble. Sin lugar a dudas, merece la pena hacer unos kilómetros por visitar esta bodega. El entrono es muy bonito.
Además, con el menú, la visita a la bodega y cata de dos vinos sale gratis. Fenomenal de precio.

Fecha de la visita: marzo de 2013
    • Relación calidad-precio
    • Ambiente
    • Servicio
    • Comida
2  Gracias, Ismael_Gomez
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribe una opiniónOpiniones (489)
Puntuación de viajeros
Tipo de viajero
Época del año
Idioma
  • Más idiomas

434 - 438 de 489 opiniones

Opinión escrita 19 de febrero de 2013

Expectacular experiencia la q vivimos en el restaurante cepa21, fuimos a comer recomendados por unos amigos q estuvieron en una boda y que nos dijeron que con diferencia fue la mejor boda en la que estuvieron,nos hacer famosa a comer y tomamos el menú degustación ,seguramente la mejor experiencia que hemos tenido en un restaurante,simplemente espectacular en todos los sentidos,los aperitivos,una sopa castellana versión ada ,un plato marinero,risottos ,......en general un menú de una calidad excelente,de primerísimo nivel en un marco incomparable,s un verdadero privilegio tener un restaurante de esas características en la ribera del duero

Fecha de la visita: febrero de 2013
    • Relación calidad-precio
    • Ambiente
    • Servicio
    • Comida
1  Gracias, Antonio S
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 2 de febrero de 2013

Cepa21 es una bodega de Emilio Moro. La bodega puede considerarse de alta tecnología hasta el punto de que, en pequeño, deja obsoletas a bodegas no muy antiguas como, por ejemplo, Arzuaga.
Sin embargo, para lo que no se está preparado es para el restaurante del que, tras la visita a la bodega, no se espera gran cosa. La vista es esplendida -pedir mesa junto a los ventanales- y la restauración, tanto en cantidad como en calidad y sofisticación no envidia a muchos grandes nombres que pueden encontrarse en otros sitios. Excepcional.

2  Gracias, CiprianoSalcedo
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 4 de diciembre de 2012

El pasado sábado estuvimos visitando la bodega de Cepa 21 y posterior mente estuvimos comiendo en el restaurante, éramos un grupo de 4 personas
Nada más llegar a la finca donde se encuentra el restaurante te sorprende ver un edificio moderno de líneas rectas, con unos grandes ventanales, que recuerda más a un museo que a una bodega,
La atención que recibimos desde el segundo 1 en que entramos en la bodega hasta el momento en el que nos marchamos que fue 5 horas después, fue espectacular no solo por el trato si no por el buen hacer del personal, tanto Carolina de la Fuente la persona que nos acompaño en nuestra visita a la bodega y posterior cata de vino como María Uña la sumiller que nos acompaño durante toda la comida son estupendas, pero María Uña tiene una facilidad para trasmitir todo el amor que siente por su trabajo y sus conocimientos que es increíble (sales de allí queriendo ser sumiller), la paciencia que tuvo con nosotros respondiendo a todas y cada de las preguntas que le hacíamos( si eso que para nosotros era la segunda vez que visitábamos una bodega y lo único que sabemos acerca del vino es si nos gusta o no lo que estamos bebiendo)
La comida tiene mención aparte porque es exquisita, todo y cada una de los platos que te ponen en la mesa son espectaculares están buenísimos, muy bien presentados a parte la personalidad que le da María a cada uno de ellos,
Nosotros elegimos un menú tradicional que se componía de:
Snack
Croquetas liquidas de cecina
Magdalenas de morcilla
Cremas con grisines
Éntrate
Garbanzos a la brasa con setas
Primer plato
Merluza a la romana confitada a 65º
Segundo plato
Chuletón de buey con crema de pimiento asado (en mi caso que no como carne me sirvieron unos huevos a la brasa con crema de setas)
Postres
Natillas caseras con galletas
Petit fours y café
El precio del menú fueron 48€ por persona con el IVA incluido, y la visita a la bodega guiada con la cata de dos de sus vinos
De todo nuestro fin de de semana fueron los 48€, mejor invertidos
Volveremos a cepa 21 y le recomiendo a todo el mundo que vaya por que es espectacular

Fecha de la visita: diciembre de 2012
    • Relación calidad-precio
    • Ambiente
    • Servicio
    • Comida
4  Gracias, BlanMadrid
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 3 de diciembre de 2012

Camino de Madrid decidía hacer una parada para visitar las Bodegas Cepa21, las bodegas se sitúan en Castrillo de Duero a pocos kilómetros de Aranda de Duero, concretamente en el KM 297, de la Nacional 122, mientras no tengan un cartel indicador que se visualice desde la propia carretera, hay que prestar atención ya que de lo contrario nos podemos pasar la entrada a la bodega, según se llega a la bodega se observa un edificio de corte moderno, sobrio, sin cargas adicionales, me resulta curioso la presencia de un helipuerto, tras entrar al edificio me empiezo a dar cuenta de lo que posteriormente confirmaría, el enfoque enoturistico de las visitas en esta bodega despunta el restaurante y la organización de eventos…me recibe una amable Sara la cual me hace un recorrido por las diferentes etapas que transcurren desde la llegada de la uva, la cual cuenta con una buena ventaja la tolva de recepción se sitúa a escasos metros de las cepas, por lo que son mínimos los tiempos de transporte, y si bien es verdad que el resto de viña están a unos kilómetros me comenta que también minimizan estos tiempos de recepción y finalmente se selecciona parcelas, grano…etc. ya en el interior la visita transcurre por un recorrido entre las inmensas naves de ambiente industrial, que en el caso de la zona de elaboración que rompe esa acromia gris metálica, el habitáculo en blanco roto que ofrece un laboratorio acristalado a modo de central de control en la cual destaca su transmisión de asepsia, tras la visita a la zona de embotellado y jaulones, Sara me lleva hasta la nave de barricas donde se ubica una sala de catas cuyo gran panel acristalado permite tener una perfecta visión de las barricas que junto a ese aroma de maderas nobles hace desear a uno que el tiempo se detenga, mas aun cuando la visita esta siendo tan entretenida y el tiempo vuela…y tanto es así que ha llegado la hora de comer…por lo que Sara me acompaña hasta un Winebar, mientras preparan mi mesa, Maria Uña Sumiller del restaurante, me ameniza la espera proponiéndome degustar algún vino, en este caso le pido un vino no propiamente de la bodega ya que en el restaurante haremos una cata de los mismos, un Portugués D+D 2006 del Douro (Douro+Duero), un vino que sorprende con su carácter especiado, de notas florares, con pinceladas balsámicas, he de reconocer que este vino resulto el que mas me sorprendió de todos los que deguste en mi jornada en las bodegas, aunque mi línea de vinos me lleva mas por el Cepa 21.

Sin duda el aporte enoturistico sobresaliente de las bodegas Cepa21 además de las zonas para eventos tipo Chill Out, las espectaculares vistas desde el amplio salón del restaurante, es su cocina, la mano del Chef Alberto Soto nos va hacer llevar en volandas por un autentico viaje de sensaciones alejándonos de la monotonía de una cocina plana, cuando en boca aun tenemos la cremosidad de una golosa croqueta de cecina, nos llegan los apuntes de vegetal aromático que los maridamos con uno de los vinos propuestos por la Sumiller, todo un vaivén de encandilantes notas, texturas, aromas…de una alta palatividad, en esta ocasión disfrute del Menú Tradicional de Vigilia incluso con alguna modificación que amablemente me propusieron…durante la comida fue un autentico placer dejarme llevar por la Sumiller María Uña que me iba comentándome los aportes de los diferentes vinos que me ofrecía, incluso tuvimos tiempo para intercambiar impresiones sobre la visita a la bodega, el mundo del vino y sus circunstancias, es de destacar la perfecta puesta en escena del trabajo de Sumillería por parte de María y me refiero en todo su contexto, servicio de vinos, trato con el comensal, atención realizada, carácter, humildad, conocimiento…sin duda una referencia a seguir en el arte de la Sumillería…en el Restaurante Cepa 21, saben hacer sentir especial al comensal, de hecho el Dream Team formado desde la cocina por Alberto Soto y potenciado por la Sumiller María Uña, enfocaron el camino para que todos los sentidos caminaran en plena efervescencia hasta llegar al clímax en la degustación del ultimo vino a catar, el Cepa 21…

Llegados a este punto hay que decir las cosas por su nombre, sin endulzamientos…Las Bodegas Cepa21 son comúnmente conocidas por el entorno del famoseo que le rodea, no obstante esta bodega “Satélite” de Emilio Moro , independientemente de actores, futbolistas, empresarios y bodega raíz…sobresale con nombre propio con su buen trabajo de la uva tinto fino, que con su Cepa21 nos ofrece un vino de ribete violáceo y una buena capa, que en nariz nos habla de sus notas confitadas, regaliz de palo, recuerdos balsámicos y un apuntes lácticos de los que enamoran, en boca se muestra cremoso, de paso largo contándonos nuevamente en retronasal sus pernoctaciones en la noble madera francesa y americana…y sin duda ese Dream Team formado por la cocina de autor de Alberto Soto, el arte de Sumillería ejercido por María Uña y el espectacular vino Cepa21, son realmente los protagonistas que dan alma a la visita de esta bodega, un alma que invita a prescribir y repetir.

Fecha de la visita: marzo de 2012
    • Relación calidad-precio
    • Ambiente
    • Servicio
    • Comida
2  Gracias, Juan L
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.

Los viajeros que vieron Cepa 21 Restaurante también vieron

Peñafiel, Provincia de Valladolid
Peñafiel, Provincia de Valladolid
 
Peñafiel, Provincia de Valladolid
Peñafiel, Provincia de Valladolid
 
Peñafiel, Provincia de Valladolid
Peñafiel, Provincia de Valladolid
 

¿Has estado en Cepa 21 Restaurante? Comparte tu experiencia

Propietarios: ¿cuál es su versión de la historia?

¿Es propietario o gestiona este establecimiento? Reclame su perfil de forma gratuita para responder a las opiniones, actualizar su perfil y mucho más.

Reclamar su perfil