Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.
Hoteles cercanos
Opiniones (969)
Filtrar opiniones
969 resultados
Puntuación de viajeros
482
362
79
32
14
Tipo de viajero
Época del año
IdiomaTodos los idiomas
Más idiomas
482
362
79
32
14
Lee lo que dicen los viajeros:
Filtro
Actualizando lista...
3 - 8 de 969 opiniones
Opinión escrita 1 de septiembre de 2016

Bakubung ofrece todo lo que uno espera para un primer safari visual en Africa y/o en Sudáfrica. Es un conjunto de edificios con las habitaciones y cabañas conformando una especie de hilera, donde el vehículo puede estacionarse a muy pocos metros de la habitación. Hay otros cuatro Lodges dentro del perímetro del Parque Nacional Pilanesberg, además de Bakubung. Bakubung está en la más absoluta soledad, rodeado de vegetación y montañas, y alejado de Sun City varios kilómetros. Tiene un acceso directo y preferencial al Parque. La habitación que nos reservaron no era de un tamaño tan grande como suele haber en otros lodges de Sudáfrica, pero fue cómoda y muy bien ambientada, al estilo africano, con mantas de colores terrosos, marrones, naranjas, rojos, muy bonitas, creando un clima muy acogedor. Tuvimos vista de la piscina desde un "bow-window". Pero parece que los bungalows tienen mejor vista, mirando hacia las montañas cercanas. Muy buen aire acondicionado, tanto para el día donde se requiere aire frío, como para la noche, con calor. El comedor está en un edificio todo en madera con techo de paja muy alto, y con una atmósfera muy cálida. Se ofrece un menú variado al mediodía. Pero para la cena el buffet caliente y frío es de lo mejor, bien nutrido, con platos muy bien preparados y ricos y platos fríos donde no falta nada. Con los postres sucede lo mismo. Excelente. El personal sumamente cordial y simpático. Tuvimos una estadía verdaderamente placentera. En el intermedio de los safaris, en la tarde temprana, pudimos disfrutar de la piscina (normal) y su entorno (mejor), con sombrillas y reposeras para descansar, leer, tomar una bebida o un té, o conversar. Como es usual hay dos safaris por día, a la mañana bien temprano (05:00) y a la tardecita (16:30). Hay pre-desayuno antes de partir al ex-cráter, y al volver del safari nos espera un desayuno por demás completo. En el primer safari nocturno, ya de retorno al Lodge, en medio de la oscuridad de Pilanesberg (ya casi de noche), nos tomó por sorpresa una tormenta eléctrica terrible, con rayos muy fuertes y un diluvio de agua que parecía de otro mundo, obligando al guía y al chofer a tener que desenrollar y bajar desde el techo unas lonetas para cerrar un poco los costados abiertos del vehículo. Aun así, el agua impulsada por las ráfagas de viento penetraba a través de las separaciones de las lonetas, por lo cual terminamos bastante mojados pero sobre todo con muchísimo frío por el fuerte bajón de temperatura que se produjo en no más de media hora --lo que duró el meteoro--. Antes de eso, ya habíamos visto elefantes, jirafas, antílopes y otras especies parecidas, Kudus, Warthogs (jabalíes), Wildebeests. Hartebeests negros, rinocerontes blancos, búfalos, pero nuestro guía y rastreador no lograba dar con leones. Hasta que, ya casi sin luz natural, uno de los visitantes descubrió a no más de 50 metros, entre los arbustos bajos, el brillo de dos pares de ojos que resultaron ser de una pareja de leones. Bingo!!! Después nos enteramos que la población de leones en Pilanesberg es todavía algo reducida. Al día siguiente, hicimos el safari por nuestra propia cuenta, dentro de nuestro vehículo, utilizando un buen mapa que dan al pagar el ticket de ingreso al Parque (cerca de Sun City). Hay algunos senderos asfaltados que atraviesan todo el cráter (58.000 hectáreas en total) que finalizan en otros puestos de entrada o salida; la gran mayoría de las sendas son de tierra apisonada muy buenos. No hay necesidad de tracción 4x4. Eso sí, está prohibido descender del vehículo y bajar las ventanillas, como sucede en el Parque Nacional Kruger. En las Reservas privadas, por lo general, no está permitido hacer safaris en nuestro propio vehículo. En cambio, los Parques Nacionales en Sudáfrica sí lo permiten. Todo el parque está perfectamente señalizado, y dentro del mismo hay hasta una despensa y bar para parar a tomar algo o ir al toilette. Estando dentro del automóvil se tiene la sensación de estar en Jurassic Park, aunque sin Tiranosaurus Rex (pero con leones, ojo!!!). Conviene llevar el teléfono celular para llamar a los guardaparques por si hubiera algún problema con el automóvil (pinchadura, etc) pues, como dijimos, no se puede uno bajar del mismo. Conocí el Parque Nacional Pilanesberg en 1993, pero cuando volvímos en esta segunda ocasión observé como había aumentado la población de animales, exponiendo así el éxito de aquel programa que se lanzó por 1978 para poblar este antiguo y ex-cráter volcánico de decenas de millones de años, trayendo animales de otros lugares de Sudáfrica y de países vecinos para que procrearan y se asentaran. Excelente lugar para avistar, que además queda a 1 hora y media de automóvil desde Johannesburg. Es el safari ideal para aquellos que están de paso por el aeropuerto internacional OR TAMBO de Sudáfrica y que han previsto hacer una pausa de uno o dos días antes del siguiente vuelo a otro destino. Por ello, la mayor parte de los pasajeros optan por hospedarse solo una noche en Pilanesberg, tomando el safari nocturno del mismo día del check-in y el de la mañana siguiente, desayunando y haciendo el check-out inmediatamente después. Finalmente, la relación precio-calidad es muy buena en comparación con el costo por habitación doble King size en otros Lodges de Sudáfrica.

Consejo sobre las habitaciones: Si pueden, reserven un bungalow o cabaña. Hay vista al Parque.
  • Se alojó en septiembre de 2015, viajó con su pareja
    • Ubicación
    • Limpieza
    • Servicio
3  Gracias, Juan Miguel C
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 11 de enero de 2016

El hotel es bueno, el piscina aceptable, el servicio bueno, el trato del personal también es bueno (lo que en Sudáfrica es un tema a considerar). El hotel está dentro de la reserva por lo que, todos los días, los animales se acercan a la zona trasera donde es posible apreciarlos. Es una experiencia que vale la pena. A su vez, está muy cerca a Sun City -tienen incluso un transfer- por lo que es una buena opción si se quiere visitar Sun City

  • Se alojó en enero de 2016, viajó con su familia
    • Ubicación
    • Calidad del sueño
    • Servicio
Gracias, Edgardo B
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 16 de diciembre de 2015 mediante dispositivo móvil

Llegamos a Sudáfrica y al parque con las ansias de hacer un safari fotográfico. El lugar es increíble!! Mimetizado con la sabana...Los cuartos súper cómodos con balcones amplios que te dan una vista hermosa. La comida,si bien siempre es un tema al estar fuera de Argentina, es muy buena y con un menú amplio. Los safaris súper atractivos..tanto los diurnos como los nocturnos. Los horarios te dan tiempo para disfrutar de la piscina que también está inmersa en el paisaje.La gente como en todo Sudáfrica, es hermosamente cálida,siempre con una sonrisa, muy amables, haciendo de esta estadía una experiencia inolvidable!! Lo recomiendo indudablemente!!

Se alojó en septiembre de 2015
Gracias, Pachecov1
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 17 de junio de 2015

Las habitaciones espectaculares, el safari que ofrecía el hotel era realmente impresionante. Estas en contacto directo con los animales todo el tiempo. El restaurant muy bueno y muy variado. 100% recomendado para viajar en familia.

  • Se alojó en julio de 2014, viajó con su familia
    • Relación calidad-precio
    • Calidad del sueño
    • Servicio
Gracias, Javi_Herrera87
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 23 de mayo de 2015 mediante dispositivo móvil

Excelentes instalaciones y atención. Perfecta combinación de buen alojamiento, comida y safari. Totalmente seguro y cómodo para ir a un safari con niños. Autos modernos que permiten disfrutar de cada safari. Guías muy bien informados. Tuvimos la suerte de ver los Big Five. Excelente calidad de comida. Croissants del desayuno tan buenos como en Paris. Habitaciones confortables y espaciosas. Maravillosa experiencia!

Se alojó en mayo de 2015
Gracias, Vanessa S
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Ver más opiniones