Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.
Hoteles cercanos
Samba Vallarta All Inclusive(Flamingos)(Increíble relación calidad/precio)
247 US$
Expedia.com
Ver oferta
Certificado de excelencia
  • Parking gratis
  • Desayuno incluido
Villa Del Palmar Flamingos Beach Resort & Spa Riviera Nayarit(Flamingos)(Increíble relación calidad/precio)
375 US$
166 US$
Priceline
Ver oferta
Certificado de excelencia
  • Piscina
  • En primera línea de playa
689 US$
371 US$
Bookit.com
Ver oferta
Certificado de excelencia
  • Parking gratis
  • Desayuno incluido
57 US$
55 US$
Booking.com
Ver oferta
  • Wifi gratuito
  • Parking gratis
Dreams Villamagna Nuevo Vallarta(Nuevo Vallarta)(Increíble relación calidad/precio)
291 US$
Bookit.com
Ver oferta
Certificado de excelencia
  • Wifi gratuito
  • Desayuno incluido
Grand Velas Riviera Nayarit(Nuevo Vallarta)
864 US$
726 US$
Priceline
Ver oferta
Certificado de excelencia
  • Parking gratis
  • Desayuno incluido
Opiniones (1.502)
Filtrar opiniones
1.503 resultados
Puntuación de viajeros
1.236
176
65
16
10
Tipo de viajero
Época del año
IdiomaTodos los idiomas
Más idiomas
1.236
176
65
16
10
Lee lo que dicen los viajeros:
Filtro
Actualizando lista...
147 - 152 de 1.503 opiniones
Opinión escrita 22 de diciembre de 2010

Villa La Estancia.
Excelencia y Perfección

Acabamos de regresar de unas maravillosas vacaciones en Nuevo Vallarta, pasamos 6 noches en este maravilloso lugar y definitivamente regresamos sumamente complacidos y felices.
Habíamos leído varios comentarios sobre el check-in, diciendo que en caso de llegar antes de la hora indicada tendríamos que esperar por la habitación. Lamentablemente ese era nuestro caso ya que llegaríamos a la 1:30 ó 2, ibamos resignados a perder algunas horas, pero para nuestra sorpresa no fue así.
CHECK IN
En cuanto llegamos nos recibieron con una enorme sonrisa, mientras identificaban nuestra reservación nos ofrecieron agua o té, nos dieron unas toallitas para refrescarnos, nos proporcionaron una guía con todos los servicios del hotel donde se indicaba claramente cuales eran por cuenta del hotel y cuales tenían cargo extra, mientras nos indicaban todo esto y disfrutábamos del delicioso aroma del lobby llegaron con nuestra llave, por lo que nuestra resignación por tener que esperar horas se convirtió en una gran felicidad, ya que nuestras vacaciones estaban empezando con el pie derecho.
La mayoría de los huéspedes y dueños de los condominios son extranjeros por lo que en algún momento dudamos que al ser mexicanos nos trataran igual, pero definitivamente esto no sucedio, el servicio es EXCELENTE para todos.
Con decirles que la habitación que nos otorgaron fue en la torre central y en el 8vo piso desde donde teníamos una vista directa al paraíso, como podrán ver en las fotos que tomamos.
Quien nos recibió y acompaño a la habitación fue Leo, a quien le estamos agradecidos pues cada vez que salíamos él estaba ahí se acercaba para preguntarnos como estábamos y si requeríamos algo, nos acompañaba a la caseta donde se piden taxis y conversaba algo con nosotros, una persona muy atenta y agradable.
HABITACIÓN
Para entrar a la habitación hay una puerta de herrería muy linda y un recibidor con una delicada orquídea y un espejo, los cuartos se encuentran divididos en una villa y un estudio. La villa es para varias personas incluso tiene sala y comedor, nosotros viajamos en pareja por lo que no requeríamos tanto espacio y fue suficiente con el estudio.
Puse mucho atención en cada detalle ya que me encanta que las habitaciones estén cuidadas y arregladas finalmente serán nuestro hogar por las siguientes noches por lo que incluyo muchas fotos al respecto. Las amenidades son L’Occitane por lo que el lujo empieza desde que tomas un baño, dos batas sumamente suaves y cómodas aguardándote, hasta el indicador de No Molestar tiene su encanto.
El balcón es compartido con la Villa por lo tanto es muy grande, la parte que le corresponde al estudio tiene una mesa y sillas y la de la villa otra mesa y sillas así como camastros para tomar el sol desde el balcón. No hay separación por lo que si alguien ocupa el cuarto contiguo debes compartir el balcón, esto fue lo que nos sucedió la 3er noche pero hay una forma de solucionarlo y es solicitar un biombo, el cual a pesar de que solicitamos por la noche lo llevaron de inmediato.
El primer día decidimos disfrutar de la alberca pero acabamos caminando hacía Bucerías, que en realidad no está tan cerca son aprox 40 minutos claro que el caminar sobre la arena disfrutando el atardecer es una sensación tan agradable que no se hace pesado.
Al lado de La Estancia esta su hotel hermano (Flamingos) todos los huéspedes de La Estancia pueden hacer uso de las instalaciones y restaurantes de dicho hotel lo cual no aplica de forma inversa, por lo que en La Estancia tienes garantizada toda la tranquilidad y relajación que desees.
RESTAURANTES
El restaurante por excelencia de La Estancia es La Casona pero nunca comimos ahí, el ambiente se ve agradable y formal pero da al jardín y sinceramente preferimos ir a los Restaurantes del Flamingos donde había vista al mar o salir a conocer lugares donde comer tanto en Nuevo Vallarta como en Bucerías.
En el Flamingos hay dos restaurantes, La Trattoria y Bellavista, ambos son muy buenos, los menús incluyen platillos bien servidos, el único punto son algunos meseros. Desayunamos y comimos en el Bellavista 2 veces, una de las cuales fue perfecta con el mesero atendiéndonos perfectamente y cuidando los detalles pero la otra fue todo lo contrario, una mañana desayunamos ahí pero no quisimos el buffet ya que no nos gusta empezar con tanta comida el mesero (Gil) tardo años en aparecer, luego se puso a platicar en lugar de servirnos un poco más de café, las cartas tardaron años en llegar y los platillos igual, había una abeja rondando la mesa, la mato con un pan tostado y nunca nos trajo más pan, no teníamos cucharas para café y tuvimos que acabar pidiéndolas a otro mesero, nos apeno que un rico desayuno frente al mar en un buen restaurante donde anteriormente habíamos disfrutado de un delicioso salmón ahora tuviera tan mal servicio.
En la Trattoria la historia fue similar, cenamos ahí dos veces, la primera fue nefasta. El capitán malhumorado, nos tomo la orden de bebidas de malas, y el mesero fue todavía peor, tardo años en atendernos, años en traer la comida y años en traer la cuenta, nunca paso a la mesa a ver si requeríamos algo, la entrada que pedimos dedos de mozarella no los tenían, nos ignoraron todo el tiempo. Otra noche se nos hizo tarde para salir y tuvimos que volver a ir a la Trattoria, pero esta vez fue distinto todos nos trataron bien, y disfrutamos una rica cena, por cierto la tarta de pera al vino con helado de vainilla es deliciosa, por lo que creo que el problema son algunos meseros, ojalá puedan inculcar en todos la importancia y el valor del servicio, obviamente enviaré mis críticas directo al hotel para que pongan un poco de atención al respecto.
HOT TUBS
Entre la alberca y la playa hay 4 hot tubs o plunge pools increíbles, la temperatura del agua es de 40°C, y tienen una perfecta vista al mar, puedes pedir alguna bebida y disfrutar de los increíbles atardeceres ahí. Nos comentaron que se pueden usar a cualquier hora del día o de la noche. Si los usas en la noche y quieres tomar algo debes bajarlo en un envase plástico para evitar accidentes, nosotros solo los usamos por la tarde y nunca vimos a alguien por la noche pero puede ser una buena opción.
PLAYA
Siempre hay suficientes camastros, la arena la mantienen impecable, nos dimos cuenta de esto porque cuando caminamos hacía Bucerías pudimos comparar y la del hotel siempre es uniforme y sin basura o algas, imagino que por las mañanas le dan mantenimiento. La vigilancia es excelente, todo el tiempo hay alguien cuidando tus pertenencias por si decides entrar al mar, no están sobre ti, quitándote privacidad o haciéndote sentir vigilado solo están pendientes de que todo marche bien, son sutiles y eso es meritorio, de vez en cuando pasan vendedores a quienes puedes llamar si deseas comprarles algo, pero son muy pocos y casi nadie se acerca de más, y en caso de hacerlo, con un “NO” es suficiente, no son insistentes. Los vigilantes también son amigables, platicamos con dos de ellos sobre lugares que visitar o sugerencias y nos trataron cálidamente y nos dieron opciones, uno de ellos se llama Gabriel y el otro Adán, a quienes queremos agradecer su tiempo y cuidado.
ALBERCA
Cuando viajamos a la playa preferimos disfrutar del mar mas que de la alberca, finalmente albercas puede haber en muchos lugares pero el sonido del oleaje, el olor del mar, e incluso, porque no, la sensación de la arena son sensaciones deliciosas.
Sin embargo por las tardes también se antojaba un rico chapuzón, la alberca es grande, la temperatura del agua es agradable, más cuando le está dando el sol, el bar está en la alberca pero hay meseros disponibles para llevarte lo que desees a tu camastro, hay un buen ambiente, está dividida en dos partes, tiene lindos detalles como unas figuras de tortugas y flamingos, hay unas fuentes divertidas y varias partes con surtidores de agua.
SERVICIO A LA ALBERCA Y PLAYA
Como mencione anteriormente la mayor parte del tiempo la pasamos en la playa, y el servicio no es muy bueno porque prácticamente los meseros no van a la playa, teníamos que pedir apoyo del vigilante o alguien que estuviera cerca para llamar a los meseros, y aún cuando empezábamos a pedir no regresaban, en alguna ocasión trajeron solo la cerveza sin donde mantenerla fría lo cual es absurdo haciendo tanto calor.
Sinceramente las bebidas no tienen mucho alcohol, de hecho casi nada, un día harta de las margaritas y daikiris que no sabían a nada pedí un mojito haciendo la aclaración de que tuviera un poco más de alcohol y asunto resuelto las bebidas mejoraron, pedí el segundo haciendo la misma aclaración y perfecto, pero cuando pedí el tercero pensé que ya no era necesario hacer la aclaración y el mojito que trajeron parecía limonada, entonces siempre hay que solicitar o especificar el asunto del alcohol de otra forma los daikiris saben a smoothies, los mojitos a limonadas y las margaritas a nada.
INTERNET
El hotel cuenta con WIFI para los huéspedes, pero solo cerca del lobby o la alberca, pero si lo requieres te dan un cable para que puedas tener Internet en la habitación ambos medios de acceso son gratuitos, claro que lo mejor es dejar la computadora en casa.
PRECIOS
Obviamente este es un Gran Hotel lleno de lujo, elegancia y comodidad por lo tanto los precios no son económicos, el servicio al cuarto puede ser un poco escándaloso si tomamos en cuenta que unos huevos pueden costar 140 pesos, más el impuesto más 10 pesos que no recuerdo por que concepto son acaban en 172 pesos cuando finalmente son simplemente unos huevos pero es parte de consentirte y claro hay más opciones para evitar esto como es bajar a los restaurantes, ir al Flamingos, o claro visitar nuevos lugares en Bucerías o algún restaurante en Nuevo Vallarta, o sea que hay opciones si no quieres gastar tanto, incluso si te toca una villa puedes ir a la Mega que está cerca (hay que tomar taxi) y abastecerte con todo lo necesario para preparar tus alimentos.
AMA DE LLAVES
Las habitaciones están impecables, generalmente como no hay vida nocturna la gente duerme temprano y por consiguiente despierta temprano y baja a la alberca entonces la limpieza de las habitaciones comienza, el único problema que tuvimos fueron las malas caras de la camarista de las mañanas cuando no desocupábamos temprano la habitación, seguramente esto le ocasionaba cierta desorganización pero estábamos de vacaciones como para cumplir horarios y salir a primera hora, en fin, simplemente fue cuestión de ignorarla. El servicio de la tarde, todo lo contrario, fue muy bueno, nos atendió Conchita a quien le solicitamos nos pusiera Aromaterapia por las tardes por lo que cuando llegábamos la habitación tenía un aroma delicado y delicioso, asimismo hacía la cortesía nocturna dejando la cama lista con algunas flores y 2 deliciosos pastelitos o dulces, una noche fue una cocada, otra un pastel de chocolate, otra un brownie, y así sucesivamente pequeños detalles sumamente apetecibles y una carta del Concierge indicándonos el clima que esperábamos para los siguientes días, o sea que por detalles no paran.
TAXIS
Tal vez sea de utilidad hablar algo sobre los taxis. En la caseta del hotel te ayudan a conseguirlos pero nunca está de más preguntar las tarifas ya que la mayoría de los taxistas están de malas todo el tiempo casi no hablan y cobran lo que quieren.
Un taxi a la Mega cobra 50 pesos
Un taxi a Bucerías 75 a 85 pesos
Un taxi a Sayulita 300 pesos
Pero obvio las tarifas pueden cambiar así que lo mejor es asesorarse con la gente del hotel. En un regreso al hotel de Bucerías nos cobraron 120 pesos o sea 60% más de los 75 pesos que nos tenían que cobrar, lo que molesta es que quieran abusar del turismo, tal vez eran solo 45 pesos más pero lo que estuvo mal es que cobren lo que quieran en vez de respetar.
CHECKOUT
El check out fue sencillo, el único problema es que se quedaron con el voucher abierto que firmamos al entrar, queda cancelado en automático cuando se hace el cargo por los consumos pero de cualquier forma uno siempre quisiera tenerlo de vuelta y destruirlo, en fin, son lineamientos.
Al salir ya habían colocado el Arbol de Navidad me encanto como lucía el lobby por lo que quise tomar una foto, al ver que lo hice Luis, quien nos había ayudado con las maletas, se acerco y nos dijo que nos podía tomar una foto a nosotros, por lo que acepte encantada pensando en que sería la primer foto de nuestro álbum navideño, definitivamente quede encantada todo el tiempo me sentí cuidada y consentida, la gente que es agradable lo es mucho, y los que no lo son pues simplemente será cuestión de olvidarlos e ignorarlos.
Recomiendo ampliamente este hotel, no incluí ningún detalle del viaje más que del hotel para no distraer la atención en otras cosas, pero si tienen dudas acerca de algo pueden contactarme, o buscar mis otras críticas.

  • Se alojó en noviembre de 2010, viajó con su pareja
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Calidad del sueño
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
15  Gracias, Htravelers
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 4 de abril de 2010

Por años venimos siempre a Puerto Vallarta, pero nunca nos habiamos hospedado en un lugar como este... El lugar, la arquitectura, la calidad de su servicio e instalaciones superaron nuestras expectativas, un poquito caro pero vale la pena. Lujo y buen gusto hasta donde alcanza la vista. Esta fueron las mejores vacaciones de los ultimos años para nosostros y nuesros hijos. Ampliamente recomendado.

  • Se alojó en marzo de 2010, viajó con su familia
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Calidad del sueño
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
2  Gracias, ulyssesprovidincia
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 4 de febrero de 2009

Nuevo Vallarta: Villa La Estancia: fantástica estadía
Estuvimos alojados en Villa la Estancia durante 5 días en el mes de enero. Nos costó bastante encontrar el hotel, pues es en realidad el último en Nuevo Vallarta. Luego de él aparecen los de Bucerías, un pueblo cercano, pero por otra ruta.

Apenas llegados fuimos atendidos rápidamente y con suma cortesía. Nos ofrecieron unas bebidas para saciar nuestra sed y luego del rápido check-in nos llevaron a nuestro alojamiento.

Como somos 6 de familia, había reservado a través del Bestday, sitio sumamente recomendable, dos habitaciones.
Nos fue otorgada la suite 1102 en planta baja, que consta de dos amplias recámaras, una con una enorme cama king mas un expectacular baño con jacuzzi, y la otra con dos queen y otro estupendo baño. En medio de ambas un espacioso living con mesa y sillas, sillones y al fondo una completísima cocina que no utilizamos.Además tenía un tercer baño totalmente equipado.

Disponíamos de tres televisores LCD, dos de 32" y uno de 37".
Al estar en la planta baja, nuestro balcon daba directamente al sector de pileta, al que accedíamos por una pequeña puerta.

En cuanto a los restaurantes, dispone de dos: La Casona, con platos de excelente factura, donde además sirven el desayuno, y La Parrilla, especializado en frutos de mar, con platos exquisitos también. Si uno lo desea, también puede comer en los restaurantes del vecino Villa del Palmar Flamingos, aunque el nivel es menor y hay demasiado bullicio.

El área de piscinas, 4 jacuzzis y playa es estupendo y continuamente desfilan camareros ofreciendo bebidas.

Durante nuestra estadía había muy poca gente, por lo que nos sentíamos casi como dueños del lugar.

Quiero destacar la gentileza y extrema cortesía con la que fuimos tratados en toda nuestra estada, el estado del hotel (todo nuevo) y seguramente volveremos a alojarnos en Villa La Estancia.

Dos consejos: evitar los vendedores de tiempo compartido y tomar el viaje del catamarán Gerónimo.

  • Se alojó en enero de 2009, viajó con su familia
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Registro/recepción
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
    • Servicio empresarial (por ejemplo, acceso a Internet)
2  Gracias, migreo
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 14 de febrero de 2008

Mi esposo y yo pasamos el fin de semana del primero de febrero en Villa La estancia de Nuevo Vallarta. El hotel es nuevo y por tanto las instalaciones y el mobiliarios está en perfecto estado; por lo mismo el personal en ciertas ocasiones es un poco inexperto pero increiblemente atentos y serviciales, absolutamente todos los que ahí trabajan se esmeran en que uno pase unas excelentes vacaciones.
El único inconveniente es que la construcción continua y el ruido empieza muy tempreno y no deja dormir.
La playa es amplia con una arena suave y dorada y el mar muy tranquilo y poco profundo.
Tanto en el área de la playa como en la de la alberca cuentas con todas las comodidades incluyendo protectores solares o cremas refrescantes, libros, revistas,etc.
La comida es extraordinaria pero cara. Conviene evaluar el plan de alimentos incluidos si no se desea utilizar la cocina con la que cuenta el cuarto.
Los cuartos amplísimos,muy cómodos y limpios.
Todo estuvo de maravilla, tanto que ya tenemos reservaciones para regresar en cuanto acabe la construcción,pero esta vez con toda la familia.

  • Se alojó en febrero de 2008, viajó con su pareja
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Registro/recepción
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
2  Gracias, IsabelR
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Esta opinión ha sido traducida de forma automática desde el inglés ¿Qué es esto?
¿Mostrar traducciones automáticas?
Opinión escrita 6 de agosto de 2017

  • Se alojó en julio de 2017, viajó con su familia
    • Relación calidad-precio
    • Limpieza
    • Servicio
Esta opinión es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Ruben A, Manager en Villa La Estancia Beach Resort & Spa Riviera Nayarit, respondió a esta opiniónRespondido: 19 de agosto de 2017
Traducir con Google

Indicar que la respuesta no es apropiada
Esta respuesta es la opinión subjetiva del representante de la dirección, no de TripAdvisor LLC
Ver más opiniones